Liderazgo Preventivo - Ditecsa Saltear al contenido principal
Liderazgo Preventivo

Con independencia de lo que se pueda decir a lo largo del artículo, no debemos entender el concepto de prevención de riesgos laborales sólo como una norma, obligación o rutina, sino como un compromiso que adquirimos con nuestros trabajadores.

Fuente: http://www.prevencionintegral.com

Fuente: http://www.prevencionintegral.com

 

Toda empresa tiene la obligación de cumplir con la normativa de prevención de riesgos laborales, con el objetivo de garantizar unas condiciones de trabajo seguras para sus trabajadores. Para garantizar su efectividad, ésta debe asentarse de manera inexcusable en dos pilares fundamentales:

  • La integración de la prevención de riesgos laborales en todos los niveles jerárquicos, desde dirección hasta mandos y trabajadores.
  • La participación activa de todas las personas que forman parte de la organización.

El motor de las organizaciones son las personas que las conforman, y son éstas, con sus actitudes, conductas, formas de trabajar, de relacionarse, de comunicarse, etc.…, las que motivan que la acción preventiva de la empresa consiga su meta, generando entornos de trabajo que realmente sean idóneos, y totalmente saludables.

Como tantos aspectos de la vida, la cultura preventiva debe cultivarse a diario y precisa de la implicación, el compromiso y la motivación de todas las personas que componen la organización, sobre todo de aquéllas que más cerca se encuentran del capital humano de la empresa.

 

Los Mandos Intermedios

Una figura determinante, y sin cuyo compromiso, fallaría desde el comienzo la tarea de cultura preventiva, es la del mando intermedio. Se trata del superior directo (y más cercano) que debe asumir de manera consciente su papel de LÍDER PREVENTIVO.

Su función (y máxima responsabilidad) es ser un ejemplo para sus trabajadores, desde la humildad, el saber estar y el compromiso con la prevención. Pero además, un auténtico líder preventivo debe contar con una serie de aptitudes en el ámbito de la comunicación, la motivación y la toma de decisiones.

 

liderazgo-preventivo

 

Comunicación

Es fundamental contar con la habilidad de comunicar correctamente las medidas de prevención que afecten a sus trabajadores, explicando la importancia de su aplicación y alentándoles a participar de manera activa en todo lo que tenga que ver con la salud laboral:

  • Dando instrucciones relacionadas con la seguridad.
  • Avisando sobre los riesgos a los que se está expuesto.
  • Concienciando sobre el uso correcto de las medidas preventivas.
  • Advirtiendo cuando se esté actuando de manera insegura.

 

Motivación

Un auténtico líder preventivo debe promover con su ejemplo una cultura en la que la seguridad y la salud sean un referente común:

  • Despertando en los trabajadores el interés por cuidar su salud.
  • Concienciando sobre su propia vulnerabilidad a sufrir un accidente.
  • Convenciendo, desde el ejemplo, sobre la importancia de la protección personal y colectiva.

 

Toma de Decisiones

En prevención, las malas decisiones pueden conducir a situaciones graves. La habilidad de los mandos para tomar decisiones correctas dependerá de su facilidad para:

  • En base a hechos, y no a suposiciones y opiniones, analizar objetivamente los problemas.
  • Dejar claro los objetivos que se persiguen, que deben ser verificables y alcanzables.
  • Plantear y elegir de manera correcta las medidas, que deberán implantarse con decisión.

Es fundamental que también sea capaz de tomar decisiones sobre aquellas cuestiones que preocupan a sus trabajadores, teniendo en consideración sus puntos de vista y sus propuestas, y trabajando en equipo, codo con codo, para conseguir mejorar las condiciones de trabajo.

liderazgo-preventivo-carlos-caceres-ditecsa

 

Definiendo el perfil

En resumen, un LIDER PREVENTIVO, debe:

  • Ser un ejemplo para sus trabajadores: hacer lo que dice y decir lo que hace.
  • Promover conductas seguras entre sus trabajadores.
  • Marcar las directrices, siendo receptivo con las opiniones de sus trabajadores.
  • Animar a la participación, escuchar, aceptar y agradecer las contribuciones de los demás.

La labor del líder preventivo es complicada, pero cualquier pequeño acto que se lleve a cabo, supone una gran diferencia en sí mismo.La actitud, es la antesala de la conducta, y si cambiamos nuestra actitud, cambiará la conducta y la cultura preventiva estará al alcance de nuestras manos.

 

Un líder preventivo debe inspirar y contagiar emociones positivas

 

Dar ejemplo no es la principal manera de influir sobre los demás; es la única manera

 

Un niño estaba en la playa intentando salvar una estrella de mar entre las miles que había en la orilla. Un hombre, que pasaba por allí se acercó al niño y le dijo:

– ¿Qué haces?

– Intento salvar a esta estrella de mar. Sólo sobreviven cinco minutos fuera del agua…

– ¿No te das cuenta -le dijo el adulto- que es una labor que no tiene sentido? Hay miles en la orilla. Podrás salvar unas pocas, pero la mayoría morirán …

Y el niño le dijo: “Señor, para esta estrella, sí tiene sentido…”

 

——————————————————————–

carlos-caceres-prevencion-de-riesgos-laborales-ditecsa

Carlos Cáceres Lay – Responsable de Prevención de Riesgos Laborales de Grupo Ditecsa

Deja un comentario

Volver arriba